Se reanudó la operatoria de buques en el muelle de Puerto Deseado

Tras una semana de escasa actividad el puerto deseadense   se vio literalmente copado por cientos de trabajadores que desde el viernes trabajan a destajo para cumplir con la descarga y aprovisionamiento de buques.

La actividad se inició el viernes con llegada del Argenova XXIV, el centollero Talismán y el potero Esther, sumándose el día sábado dos poteros más, y el domingo el tangonero Mar Austral I que ya fue descargado.

Los dos poteros en cuestión son el San Mateo de Iberconsa y el Estrella 5 de la coreana Hansung, ambas embarcaciones  arribaron con 400 toneladas cada una, y ayer se encontraban en plena operatoria de descarga y consolidado de la materia prima aprovechando la presencia del portacontenedor Vega Beta que  tiene previsto zarpar este miércoles con un total de130 tachos con productos pesqueros y de minería.

De todos modos pese a estos días de trabajo intenso, la incertidumbre de los estibadores persiste, y no es para menos, el éxodo de los poteros provocó ya se sabe una reducción abismal de las descargas con respecto al año pasado.

 Los números

Si se revisan las estadísticas oficiales podemos comprobar que en febrero del 2014 se descargaron por el muelle local 13.483 toneladas de materia prima contra 4.878 descargadas este año durante ese mismo periodo, el dato es aún más abrumador en marzo donde los desembarques apenas alcanzaron las 3611 toneladas contra las  13.256 toneladas descargadas en el 2014 durante ese mismo mes .

 Quejas de los comerciantes

Esa caida  de los desembarques repercute en la actividad comercial ya que un gran número de comercios persiste gracias a la actividad portuaria. “Para nosotros la fuga de los barcos a Mar del Plata nos deja huérfanos porque la actividad portuaria es lo único que tiene Deseado”, señaló  a Mar&Pesca el propietario de un local comercial ubicado en las cercanía del puerto. Ese mismo planteo fue trasladado a la Cámara de Comercio local donde los comerciantes exigen un mayor compromiso de los políticos locales para evitar que se sigan marchando los barcos. “Pedimos que se pongan a la altura de las circunstancias y sepan gestionar porque se los vota para eso”, reclamaron los comerciantes durante la última reunión mantenida, según se indicó.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *