Determinan la captura máxima permisible para la temporada de la centolla

En el marco de las recomendaciones efectuadas por el Inidep, el Consejo Federal Pesquero decidió ayer por unanimidad establecer los siguientes valores de captura máxima permisible de centolla (Lithodes santolla) para la próxima temporada de pesca.

Área Central: Zona C I: 560 toneladas Zona C II: 280 toneladas

Área Sur: Zona S I: 725 toneladas Zona S II: 165 toneladas

 Jurisdicciones provinciales; Área Central: Zona C IV: 325 toneladas Zona C V: 650 toneladas

Área Sur: Zona S III: 140 toneladas Zona S IV: 35 toneladas.

Asimismo en la sesión de ayer realizada en Puerto Madryn se conocieron detalles la reunión de la Comisión de Análisis y Seguimiento de las Pesquerías de Crustáceos Bentónicos llevada a cabo el pasado 5 de septiembre, ocasión se recibieron las presentaciones de la Dirección de Planificación y Gestión de Pesquerías sobre los datos oficiales de la temporada 2018-2019, y los avances en el informe sobre captura incidental de mamíferos marinos (MM) a la NOAA en el marco de su política de regulación de la importación de productos pesqueros, la evolución reciente del comercio exterior de centolla, con una tendencia creciente de las exportaciones en valor y constante en volumen.

Durante la misma, la Dirección de Administración Pesquera, presentó el nuevo parte de pesca electrónico, y sus particularidades para la centolla. También se presentó la propuesta de identificación de trampas por color para cada empresa y la declaración de trampas en cada salida de pesca y vuelta a puerto, a fin de contabilizar e identificar la eventual pérdida de trampas.

El Inidep realizó una presentación con los resultados de la campaña 2019, y un análisis de la temporada 2018-2019 señalando que en el área sur sufrió una reducción de la captura por unidad de esfuerzo. Con respecto a la zona central,puntualizó que  las estimaciones de la campaña arrojaron biomasas menores en varios sectores. Asimismo, sostuvo que se observó una importante recuperación de la fecundidad de las hembras, que aún no se visualiza en términos de biomasa, ya que hay que esperar a que estos individuos se incorporen al stock, lo cual sucedería dentro de 5 o 6 años.

Finalmente el Instituto  elevó una serie de consideraciones técnicas generales con respecto a la realización de las campañas para que sean transmitidas a los capitanes (cantidad de líneas con carnada, horas de fondeo, distribución de lances, etc). A fin de que la campaña de enero se complete en tiempo y forma, solicitó que no se realicen operaciones de virado de líneas comerciales hasta que se termine la campaña.

Piden elevar el número de trampas

Las empresas solicitaron que, en consideración a que no se llegaron a completar los cupos asignados con la cantidad de trampas autorizadas, se analice técnicamente la posibilidad de incrementar este número a 6.000 trampas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *