Ambiente realizó controles en plantas pesqueras de Puerto Deseado

La secretaría de Estado de Ambiente dependiente del Ministerio de Salud y Ambiente llevó adelante actividades de fiscalización y control ambiental en las plantas pesqueras de la localidad de Puerto Deseado.

En un trabajo coordinado con la Subsecretaría de Ambiente de la Municipalidad de Puerto Deseado, se visitaron plantas de procesamiento de pescados y mariscos, dando continuidad con los trabajos que viene desarrollando la autoridad provincial para adecuar los proyectos a la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental N° 2.658 y de Gestión de Residuos Peligrosos N°2.567.

La directora de Evaluación y Ordenamiento Ambiental del organismo provincial, Bibiana Rogel explicó sobre el alcance de las inspecciones: “Se notificó a las empresas del sector sobre el estado de cada expediente y los requerimientos que deben cumplir para que cada operación sea sostenible, es decir, que se pueda producir pero con todas las exigencias ambientales correspondientes”.

En relación a la modalidad de trabajo durante la pandemia, Rogel sostuvo: “Durante el 2020 realizamos un seguimiento de los procesos de forma remota y en colaboración con el municipio, en esta ocasión establecimos un protocolo sanitario para venir, corroborar los avances y requerir las mejoras que restan implementar, fundamentalmente en materia de residuos y efluentes. El compromiso de cada parte es fundamental, la ría de Puerto Deseado es un ecosistema muy valioso, a la vez que el trabajo en las plantas motoriza la economía local y regional”, finalizó.

De manera complementaria se inspeccionó el predio de la planta GP Inversiones la cual desde junio del año en curso se encuentra habilitada para tratar los residuos sólidos y efluentes procedentes de las plantas pesqueras. La visita a terreno permitió evaluar los procesos que allí se desarrollan en base a lo declarado en el estudio de impacto ambiental.

   

Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *